¿Mirar el Mundial en tu pyme?

¿Mirar el Mundial en tu pyme?

Una de las preguntas clave que se hacen los dueños de pyme o los responsables de Recursos Humanos en estos días es cómo encarar las fechas del Mundial: ¿ignorarlo o incorporarlo a la rutina del negocio?

$.-

Arrancó el Mundial Rusia 2018 y en países futboleros como la Argentina, la vida parece girar alrededor de formaciones, partidos y goles. Por los horarios del país anfitrión, la mayoría de los eventos serán en horarios laborales argentinos.Ver el Mundial con tu equipo de trabajo puede ayudar a la integración y la motivación de tu gente

¿Ya armaste un plan en tu negocio para ver este Mundial? Algunas de las ventajas de incorporar al menos los partidos de la Argentina a la rutina de la empresa:

  • Motivación. Más de la mitad de los argentinos espera ver los partidos en su trabajo, de acuerdo con una encuesta realizada por Adecco Argentina. Aunque preferirían verlo en la casa o con sus amigos, imaginan que por los horarios, podrán verlo en grupo con sus compañeros de trabajo, y que sus jefes les permitirán usar la camiseta o poner banderas. Así, responder a estas expectativas desde tu pyme es una forma de trabajar por la motivación y la pertenencia de tu gente.
  • Reducción de ausentismo y retención de personal. Durante el Mundial de 2014, una investigación concluyó que en Estados Unidos más de un millón de personas faltaron a su trabajo el día de un partido decisivo de su selección. Qué esperar en un país de fanatismo por el fútbol como el nuestro. Como explica Andrea Churba en esta nota para La Nación: "La posibilidad de ver los partidos que caen en horario laboral es casi un derecho adquirido. Quienes se arriesgan a cuestionarlo probablemente deban enfrentarse a ausencias y pedidos de licencia por enfermedad, o directamente a la fuga de sus talentos."
  • Sinceramiento. De poco sirve un empleado que atiende mal a un cliente mirando de reojo el partido o que se encierra en el baño para verlo desde el celular. Proponer espacios y horarios en los que se puede ver partidos no es más que blanquear lo que algunos harán igual. Pero permite organizarse mejor, compensar el tiempo perdido o explicitar el beneficio en la compleja relación empleador-empleado.
  • Orden y previsibilidad. Si no hay un plan o el plan "se va armando sobre la marcha" es posible que surjan conflictos o queden tareas importantes sin cubrir. Charlá con tu gente para encontrar una forma ordenada de cumplir con las expectativas de todos. Siempre hay alguien poco interesado en los partidos o el deporte que puede ofrecerse para trabajar durante los horarios de partido y se le puede ofrecer una compensación. Con los que participen de la hinchada, se puede arreglar para recuperar el tiempo o llevar trabajo a casa.
  • Integración del equipo. El Mundial es una buena oportunidad para trabajar el espíritu de equipo y la integración de todos los colaboradores. Como pocas veces, cuando juega la Selección, todos nos unimos tras un objetivo en común. Al crear espacios de encuentro, no solo se fomenta el intercambio entre los miembros del equipo, sino que también se fortalecen los vínculos lo que redundará, luego, en mejor comunicación y productividad para tu negocio. Algunas empresas, incluso, incorporan el Mundial a su calendario de Recursos Humanos con juegos y otras actividades adicionales al mirar los partidos.
  • Lecciones que deja el fútbol. Aun entre cánticos y banderas se pueden generar conversaciones valiosas para el negocio (o dejar sembrados los temas para momentos más reflexivos). El buen fútbol es ejemplo de liderazgo, trabajo en equipo, esfuerzo y concreción de objetivos.

¿Te resultó útil?

máximo 800 caracteres