Contenido

Cómo armar la primera oficina

Cómo armar la primera oficina
Cómo armar la primera oficina
Cómo armar la primera oficina
Cómo armar la primera oficina
Cómo armar la primera oficina
Cómo armar la primera oficina
Tu emprendimiento está creciendo y necesitás buscar un espacio para vos y los colaboradores que empiezan a sumarse al equipo. ¿Qué aspectos tenés que tener en cuenta para aprovechar el lugar al máximo y que sea confortable? Siete claves para tomar nota.
$.-
  1. Imagen: Antes de pensar en el diseño, el mobiliario La oficina, hoy, es un espacio "mutante" en permanente adaptación a las nuevas necesidades de los nuevos trabajadores.o los colores, hay que tener en cuenta que una oficina es la representación tangible de los valores, misión  y cultura de una empresa. El espacio "habla" de la organización, por lo tanto, cada decisión que se tome debe comunicar quién es esa empresa, cuál es su identidad y cómo se comunica con el mercado y con su equipo de trabajo.
  2. Espacio: ¿Realmente es necesario tanto lugar como el que creemos que necesitamos? Hoy la tecnología nos permite trabajar en cualquier momento y desde cualquier lugar. Así, la oficina deviene cada vez más en un lugar de encuentro y trabajo en equipo. El típico cubículo de las décadas pasadas da paso a un espacio abierto en el que conviven distintos cargos jerárquicos, con  puestos de trabajo compartidos de acuerdo a la cantidad de tiempo que se está dentro de la oficina y con espacios flexibles que puedan brindar distintos usos de acuerdo a las distintas necesidades.
  3. Mobiliario: La tendencia es elegir muebles con diseños modulares que permitan distintas configuraciones, cajoneras que puedan utilizarse como banquetas, mamparas plegables que separen o amplíen una sala de reuniones. De esta forma, se logra un aprovechamiento óptimo de un espacio reducido, que puede ofrecer distintos usos a lo largo de una jornada laboral. Es importante que las sillas respondan a los estándares ergonómicos que aseguren la salud de las personas que pasan muchas horas sentadas. De esta manera, el mayor gasto que pueda generarse se compensa ampliamente con una disminución en el ausentismo y una mejor calidad de vida en el trabajo.
  4. Iluminación: Por sustentabilidad, ahorro de recursos y mejora en la calidad de vida, el aprovechamiento de la luz natural se convirtió en uno de los objetivos más preciados en el diseño de oficinas. El espacio abierto conlleva la gran ventaja de permitir el paso de la luz, "democratizándola" a todos los puestos de trabajo, cuando antes era sólo un privilegio de los altos mandos. En caso de necesitar uno o más despachos cerrados, la tendencia es realizarlos con frentes vidriados que no obstaculicen la luz ni las vistas al resto del equipo.
  5. Tecnología: Otro aspecto importantísimo en un espacio de trabajo actual es el acceso a la tecnología. Una excelente conexión de internet, buenos equipos de comunicaciones para teleconferencias, computadoras móviles extra para reuniones espontáneas, facilitarán la tarea diaria de todo el equipo y acelerarán los tiempos de respuesta a las necesidades que plantee el emprendimiento.
  6. Privacidad:El gran problema de las oficinas abiertas es la falta de privacidad. Esto puede resolverse con muy pocos metros cuadrados, creando un Phone Booth. Es decir, una mínima sala cerrada,  equipada con  un escritorio, una silla y un teléfono.
  7. Nuevas tendencias: Estamos frente a un cambio de paradigma en los espacios de trabajo. Hemos pasado del esquema de oficina típico de una economía industrial -con puestos individuales, tiempo de trabajo fijo, información privada, etc.- a un concepto totalmente nuevo, con trabajadores móviles, puestos no exclusivos, horarios flexibles, información accesible y colaboración entre áreas. Para dar forma a estas nuevas tendencias se crean nuevos espacios alternativos: zonas de silencio donde hacer trabajo de concentración, cabinas telefónicas para llamadas privadas, áreas de reuniones informales, sectores de descanso o de brainstorming, gimnasios, áreas gastronómicas, salas de juego,  bibliotecas, sólo para nombrar algunas de las posibilidades.

La oficina, hoy,  es un espacio "mutante" en permanente adaptación a las nuevas necesidades de los nuevos trabajadores. Con imaginación, creatividad y una pizca de riesgo, puede lograrse un ambiente funcional, eficiente y con personalidad. Un espacio que favorezca el clima, genere identificación y ayude a optimizar la performance de todo el equipo de trabajo.

Compartí

1

¿Te resultó útil?

máximo 800 caracteres