Contenido

30 de marzo 2015

Hickies, el desafío de emprender en pareja

Gastón Frydlewski y Mariquel Waingarten patearon el tablero y se mudaron a New York para transformar una idea en marca, impulsados por el sueño de trabajar juntos. Cómo es emprender en pareja.

$.-

La historia de Hickies tiene mucho de amor. Una de las claves es construir una visión conjunta para poder remar en la misma dirección y sentir que el proyecto es de los dosGastón Frydlewski y Mariquel Waingarten se conocieron a los 22 años en Buenos Aires. Se enamoraron y se casaron. Ella manejaba un hotel en Cañitas y él trabajaba en JP Morgan. Les iba muy bien, pero casi no tenían tiempo para verse.

Entonces, se animaron a cambiar sus vidas y en 2011 se mudaron a Nueva York a hacer realidad una idea que tenía Gastón en la cabeza desde la facultad: crear una alternativa a los cordones. Hoy Hickies vende en 30 países, tienen oficinas en Estados Unidos y Europa y un equipo de 16 personas trabajando full time. Y lo más importante: están todo el tiempo juntos.

"La principal razón por la que empezamos esta compañía es porque queríamos trabajar juntos. No nos gustaba estar todo el día separados y llegar a casa desgastados y sin energía para nosotros. Obviamente que trabajar y ser pareja tiene sus desafíos, pero también los tiene trabajar separados", cuenta Mariquel desde la oficina de Hickies en Brooklyn, New York.

Con personalidades son opuestas, entendieron cómo complementarse y dividir los roles: Mariquel se ocupa del marketing, comunicación, imagen y marca, mientras que Gastón está al frente de las finanzas, logística, producción, desarrollo de producto y temas legales.

A la hora de compartir recomendaciones para sobrevivir al trabajo en pareja, enumeran seis:

  • Definir bien los roles y no mezclarlos.
  • Dejar el ego afuera de la oficina.
  • Confiar plenamente en el otro y delegar.
  • Construir una visión conjunta para poder remar en la misma dirección y sentir que el proyecto es de los dos y tiene elementos de los dos.
  • Definir una serie de reglas que te ayuden a tomar decisiones difíciles o conflictivas para evitar grandes discusiones.
  • Poner siempre la relación por delante de todo. Lo más importante es la pareja, y la aventura que viven juntos. El resto es decorativo.

Además, realizaron un curso con Priya Parker (http://priyaparker.com/), una experta en mediación y estrategia, que les dio herramientas para poder trabajar juntos. "Hay muchas peleas y puntos de encuentro entre los dos, y no queríamos que eso se transforme en un problema en nuestro matrimonio. Con la asesora, desarrollamos una idea y un objetivo en común para Hickies", concluye Mariquel.

En 3 preguntas:

  • ¿Qué es lo mejor de trabajar con tu pareja? La confianza con la que trabajás. Saber que la otra persona puede no estar de acuerdo con vos, pero que siempre vas a poder confiar en lo que dice y hace. Cuando empezás un emprendimiento hay muchos desafíos, muchos altibajos que sobrellevar. Transitar ese camino con alguien que te ama es definitivamente mucho más fácil y gratificante. Otro plus es que pasás más tiempo con tu persona favorita y entonces cuando el día de trabajo termina podés dedicarle unas horas a tus hobbies y otras pasiones sin sentir que no le dedicaste tiempo a tu pareja. La relación se afianza más.
  • ¿Cómo hacen para dejar de trabajar cuando llegan a casa? Es muy fácil. Cuando llegamos a casa ya sabemos todo lo que pasó en el día y estamos cansados del trabajo con lo cual es muy natural y orgánico no hablar de eso. Es más, antes, cuando trabajábamos separados, llegábamos y hablábamos del trabajo, nos contábamos lo que había pasado en el día. Ahora hablamos de nuestros amigos y familia, de los viajes que queremos hacer, de las noticias, de nuestros hobbies y de nuestro perro Ninja.
  • ¿Qué es lo que más les gratifica de su trabajo? La experiencia de estar juntos, vivir en Nueva York y conocer a la gente más interesante del mundo. Ser parte del cambio hacia un nuevo mañana.

Compartí

3

¿Te resultó útil?

máximo 800 caracteres