Contenido

01 de junio 2015

Albores Pampa: redefinir sobre la marcha

Desde La Pampa, Juliana Vilches conduce este proyecto de producción de hongos comestibles, donde combina investigación con visión comercial. Los ajustes que debió implementar para enfocar mejor su negocio.
$.-

Albores Pampa busca unir investigación con Cuando se comienza un emprendimiento hay que estar preparado para afrontar un montón de desafíos.producción. La breve historia de este proyecto refleja la importancia de ir redefiniendo a medida de que se avanza. A lo largo del tiempo, fueron ajustando las características del producto, reformularon el plan de negocios y hasta cambiaron la marca. ¿Una constante? El compromiso con el cultivo orgánico y la búsqueda de la calidad.

La protagonista es Juliana Vilches, licenciada en Ciencias Biológicas de la Universidad de La Pampa. Ella quería hacer algo con la investigación que fuera rentable, poder investigar y realizar, al mismo tiempo, un negocio. A través del estudio, conoció el mundo de los hongos y así definió producir hongos comestibles. En mayo de 2013, empezó en Realicó, La Pampa, con pruebas de cultivo "para ver qué pasaba" y, a medida que vio resultados, el proyecto fue tomando cuerpo.

Para llevar su idea a la realidad fue clave el apoyo de su familia. Su abuela le prestó una casa para empezar el cultivo y luego se mudó a un terreno cedido por su padre. Su familia ayudó con la construcción y el manejo de las instalaciones. También obtuvo un crédito del Ministerio de Producción del gobierno de La Pampa con el que compró las máquinas para sistematizar el cultivo. Actualmente, cuentan con una sala de incubación y una de producción.

"La formación en Biología fue primordial en el comienzo ya que me permitió evaluar los avances, probar diferentes sustratos y conseguir el mejor rendimiento posible. La puesta en marcha fue complicada. Primero, por el espacio. Y después por todos los requerimientos del cultivo. Conlleva un mantenimiento que exige mucho cuidado", recuerda Juliana.

El paso por NAVES en 2014 marcó un hito en el desarrollo del proyecto. Participó de seminarios y talleres de formación y se puso en contacto con profesionales del IAE Business School y toda la red de apoyo del centro de emprendedores.

"Fue una experiencia muy buena, ya que fue de gran aprendizaje tanto para el emprendimiento como personal. Logré enfocar la idea del emprendimiento. Con la ayuda de las capacitaciones, fui redefiniendo el plan de negocios. Las exposiciones que realizamos frente a jurados fueron de gran utilidad para poder mostrar no solo el emprendimiento sino también para ir reformulando el proyecto. En La Pampa, hay una gran diversidad de emprendimientos diferentes y son muy buenos. Los pampeanos somos muy inquietos y buscamos innovar constantemente", destaca.

Aires de cambio

Hoy, los hongos se comercializan de manera fresca, en bandejas de 200 gramos o en kilo a granel. También venden hongos secos y están realizando pruebas para hacer hongo en polvo o harina de hongos.

También definieron cambiar la marca. Inicialmente, el emprendimiento se llamaba "La Hongueada", pero a partir de las sugerencias de las distintas personas que colaboraron con el proyecto se decidieron por "Albores Pampa", que permite un abanico más amplio de productos y hace foco en el origen.

En cuanto a planes a futuro, el emprendimiento tiene muchas expectativas de aumentar de producción y de diversificar los tipos de hongos. Esperan poder producir no solo hongos comestibles sino también ampliar a medicinales y entomopatógenos.

¿Sueños y desafíos para los próximos años? Lograr aumentar la producción, avanzar con la investigación y diversificar los tipos de hongos, ampliando a usos medicinales y entomopatógenos. "Hoy, planificamos constantemente cómo hacer crecer las ventas, cómo ir abriendo mercado y cómo mejorar el cultivo", resume Juliana.

En 3 preguntas:

  • ¿Cómo armaron su red de proveedores? La red de proveedores se fue armando de a poco con el pasar del tiempo. Al principio, nada es fácil hasta que las cosas se van acomodando. La clave para tener una buena relación es la comunicación.
  • ¿Qué consejo le darías a un emprendedor que recién empieza? Lo primero que les diría es que para poder emprender no se necesita más que tiempo y muchas ganas. Hay que saber que cuando comienzan un emprendimiento tienen que estar preparados para afrontar un montón de desafíos. No se pueden rendir ante la primera dificultad. Es un camino complicado, pero con perseverancia se logra.
  • ¿Recomendarías a otra start-up que participe en el ecosistema emprendedor? Sí, recomiendo que toda persona que esté comenzando con un emprendimiento participe en algún espacio para poder enfocar su negocio y armar un buen emprendimiento. A mí me ayudó mucho conocer otras realidades de los negocios.

Compartí

1

¿Te resultó útil?

máximo 800 caracteres

1 comentarios
GRACIELA ALVAREZ · Hace 17 meses

Juliana te deseamos lo mejor !!!!! tus amigos Naves Oscar y Graciela