Contenido

28 de septiembre 2015

Biking Buenos Aires: turismo sobre ruedas

Compraron bicicletas para conocer la ciudad entre amigos y sin darse cuenta empezaron un negocio. Finalistas del Premio Mentores, trabajan para expandirse en Latinoamérica.
$.-

"Emprender no fue algo premeditado; los Hay que ser muy flexible con los planes si buscás crecer rápido. Los riesgos siempre están y hay que contemplar imprevistos y cambios en el mercado. servicios turísticos nos encontraron a nosotros", comienza contando William Whittle. Oriundo de Estados Unidos, llegó a la Argentina en 2008 con su pasión por andar en bici a cuestas. En noviembre de 2009 tuvo la idea de comprar seis bicicletas para prestarle a sus amigos y, el resto del tiempo, para alquilarlas a turistas.

Un día llegó un ruso a la puerta de su departamento y le preguntó si, además de alquilarle una bici, podía mostrarle la ciudad. Por suerte, en ese momento estaba Rodrigo, un amigo porteño que sabía bastante de la historia de Buenos Aires. Como conocía bien unas rutas, William se puso adelante como guía y Rodrigo iba contando la historia de la ciudad. Sin saberlo, ese fue el primer tour de Biking Buenos Aires.

William decidió transformar su hobby en un emprendimiento. Rodrigo se convirtió en el primer guía y armaron dos circuitos, "LaBocatelmodero" y "Belgrecolermo". El padre de William tuvo la idea de armar un website para promocionar el servicio y Robin, el mejor amigo de William y posterior socio, viajó a Buenos Aires a ayudar con el proyecto.

Desarrollar el producto fue un gran desafío. Perfeccionarlo y dar en la tecla justa, también. "Nos resultó bastante complejo establecer precios, porque en base a eso queríamos posicionarnos. También fue un desafío encontrar el target y lograr una demanda sostenida en lo que, en principio, parecía ser un negocio estacional. Hoy desarrollamos productos para todo el año y queremos empujar fuerte desde el rubro para captar el mercado indirecto", explica.

Para comenzar, se basaron en el esquema de Canvas. "Habíamos armado un par de planes y siempre quedaban desactualizados según los cambios del negocio y del mercado. Hay que ser muy flexible con los planes si buscás crecer rápido. Los riesgos siempre están y hay que contemplar imprevistos y cambios en el mercado. Igual, está bueno establecer valores, metas, misión y visión de la empresa. Armando y rearmando nos damos una buena idea de quiénes somos y hacia a dónde queremos ir".

Actualmente, ofrecen varios recorridos desde su website. Algunos cubren los puntos más conocidos de la ciudad; aquellos que el turista llega queriendo conocer. También tienen tours temáticos que salen del circuito tradicional: arquitectura, Barracas, grafitis, el tour LGBT Seis Colores de Buenos Aires y "Atrapados en el Acto", una innovadora propuesta para vivencias distintos momentos de la historia argentina.

Sobre este último tour cuentan: "Fue una gran sorpresa. Nos imaginamos un público extranjero con intención de conocer la historia argentina en primera persona y descartamos la posibilidad de ofrecerlo en castellano. Pero el público argentino duplicó al extranjero y tuvimos que adaptar todos los textos al español. Al parecer, el argentino es súper nostálgico y le encanta revivir su propio pasado. Hemos visto a nuestros invitados emocionarse hasta las lágrimas con 'Atrapados en el Acto'. Es muy fuerte cuando uno entiende que se puede llegar tan profundo a la gente".

El cliente en el centro

La mayoría de los clientes son turistas de Norteamérica, Europa y Australia. Ahora, la clientela latinoamericana está creciendo mucho por lo que sumaron tours en castellano y portugués.

"Los desafíos idiomáticos son siempre un tema, y para paliarlo contratamos únicamente personal con buen bagaje de idiomas. Nuestro mercado principal es angloparlante y la mayoría de nuestros tours regulares son guiados en inglés. El segmento latinoamericano y, especialmente, el brasileño están creciendo mucho, y por eso nos preparamos para hacerle frente. También ofrecemos tours en alemán, francés y húngaro".

En Biking Buenos Aires, ofrecen precios reducidos para argentinos, tanto para los tours como para los alquileres.

Durante los primeros 5 años de Biking Buenos Aires, los paseos comenzaban desde dos estacionamientos donde guardaban las bicicletas: uno en San Telmo y el otro cerca del Jardín Botánico. En julio de 2014, abrieron un local en Perú 988, con lo que pudieron mejorar la atención al cliente y la visibilidad de la marca.

Llegar al turista

Los clientes llegan por el boca en boca y por publicaciones online. También han sido recomendados por libros de turismo como Lonely Planet, BBC Travel y Timeout BA. "Internet es fundamental. TripAdvisor es una herramienta gratis que nos legitimiza y nos da reputación. Hacemos también acciones en Google y vamos a empezar con campañas pagas en Facebook. Desde nuestra fanpage hacemos concursos, sorteos y mantenemos un vínculo cercano con la comunidad. Nuestra presencia y posicionamiento en la web fue desde siempre muy orgánica: nuestro público nos llevó a estar primeros en el ranking de TripAdvisor. Luego, con la llegada del local y la atención que allí brindamos, el público terminó de enamorarse".

En cuanto al esquema de relacionamiento con hoteles, aseguran que la mente de los recepcionistas es uno de sus targets. Y sobre este aspecto dicen: "Si no te conocen o no te tienen presente, no te pueden ofrecer a sus huéspedes. Vamos personalmente a cada hotel, mandamos newsletters y les damos beneficios a los recepcionistas".

En 3 preguntas:

  • ¿Sueños y desafíos para los próximos años? Conquistar Latinoamérica, empezando por Brasil. El año que viene comenzaremos con el desembarco en Río de Janeiro, que será nuestra punta de lanza para la penetración en el mercado sudamericano.
  • ¿Qué consejo le darías a un emprendedor que recién empieza en turismo? Que todavía hay mucho para explorar y ofrecer en el mercado, que busque las oportunidades y sepa diferenciarse del resto. Luego, es poner mucho corazón y no dejarse desanimar por los problemas del camino, que los hay siempre.
  • ¿Qué harían distinto si pudieran volver el tiempo atrás? Nada. Cada día tuvimos oportunidades de crecer y aprender cosas nuevas. De esa manera, pudimos hacer negocios en una tierra extranjera y hoy nos sentimos muy afortunados de hacer lo que hacemos.

Compartí

0

¿Te resultó útil?

máximo 800 caracteres