Contenido

12 de agosto 2013

Emprender a un clic

Dos emprendedores vieron en el crecimiento de consumo a través de Internet una oportunidad para crear una plataforma de e-commerce y fundaron Shopear, un sitio de social commerce.
$.-
"Mi generación, antes de que existiera Internet, "Cada vez más gente compra por Internet. En Latinoamérica alcanzó 112 millones de usuarios el año pasado".si tenía que comprar un producto de marca iba a un shopping. En cambio mis hijos directamente lo buscan por Internet y están a un clic de recibirlo en su casa. En el trabajo, por ejemplo, si quiero hacer un recreo, estoy a tres clic de comprar lo que me gusta". La exponencial tendencia de consumo on line y el poder armar algo sin fronteras ni límites fue lo que motivó a Sebastián Ackerman y a su socio, Guido Sirna, a embarcarse en un emprendimiento de e-commerce: Shopear. Se trata de una plataforma de social commerce que reúne más de 500.000 productos de 3000 marcas y que está en vistas de alcanzar el millón de usuarios hacia fin de año en Latinoamérica.

"Es una tendencia que crece un 50% cada año –explica Sebastián entusiasmado- Las ventas por Internet están creciendo a tasas que pocas veces se vieron en otras industrias. Hay estudios que pronostican que se van a generar más de 1 trillón de dólares de ingresos para la industria del e-commerce a fin de este año, a nivel mundial. Cada vez más gente compra por Internet. En Latinoamérica alcanzó 112 millones de usuarios el año pasado".

La sociedad entre los dos emprendedores surgió de una manera muy interesante y poco común, en parte por la diferencia de edad. "Yo tengo 48 años y Guido 22. Podría ser el padre, de hecho tengo hijos de esa edad. Cuando trabajaba en el Centro de Emprendedores de ORT recibía alumnos que querían emprender y yo era el mentor. Así llegó Guido con una idea inicial que no tenía que ver con lo que hoy es Shopear pero sí con tecnología, el e- commerce y la web".

Como mentor, el diseñador industrial egresado de la UBA, fue entablando una relación con Guido y dando forma a esas ideas preliminares. Cuando dejó su trabajo en ORT, el más joven de la dupla le pidió a Sebastián continuar con las reuniones para darle forma al proyecto hasta que finalmente se convirtieron en socios. "Yo siempre fui un emprendedor, gané el primer premio al Tecno-emprendedor en el 98. Soy como de otra generación de emprendedores. Pero siempre estuve ligado a emprendimientos y a fomentar el emprendedorismo", explica.

Para la puesta en marcha salieron a buscar fondos privados. "En el 2011, cuando estábamos a punto de cerrar con un fondo privado que ya habíamos conseguido, Guido vino con la sorpresa de que había participado en Wayra, la inversión de capital semilla del Grupo Telefónica y, entre más de 1200 postulantes entre Argentina y Uruguay, salimos seleccionados entre los 10 mejores. Así que prescindimos del fondo".

La participación en la competencia cambió radicalmente la forma en la que venían trabajando y los tiempos se aceleraron. "Wayra cumplió el rol de aceleradora, nos obligó a formalizar la sociedad y nos dio todo tipo de apoyo que incluye ser socio del Grupo Telefónica". Guido renunció a su trabajo en relación de dependencia para avocarse de lleno a Shopear y Sebastián sigue con otras actividades de forma paralela. "Hicimos un buen cóctel entre la energía y las aptitudes emprendedoras de Guido más la experiencia que yo tengo de haberme quemado y pasado por varios emprendimientos. Guido es muy bueno en la parte tecnológica y tiene muchísimas aptitudes emprendedoras".

¿Qué tiene de diferente Shopear al resto de las plataformas de e-commerce? Sebastián responde: "Shopear es una aplicación de social commerce, simple y divertida, que apunta a resolver el próximo gran desafío de e-commerce que el es descubrimiento de contenidos. Nosotros unimos el e-commerce con las redes sociales. Identificamos el auge de las redes sociales y el comercio electrónico como una oportunidad. La unión de estos dos conceptos en el social commerce, que ya se usaba en el exterior, fue el disparador y el alma del proyecto". A partir de registrarse vía Facebook o Twitter, Shopear recoge información sobre los gustos e intereses del usuario y le envía contenidos de los productos relacionados. "Mientras más interactúas con la plataforma más va reconociendo tus preferencias. Tu experiencia en Shopear no es la misma que la de los demás usuarios. No inventamos una nueva red social, nos subimos al éxito de las redes sociales más reconocidas".

El emprendedor, que no reconoce techo ni límites en cuanto al crecimiento de su empresa, concluye: "Hace poco, Santiago Bilinkis (creador de Officenet) contaba, en una conferencia, que la gente cree erróneamente que volar más bajo es más seguro porque estás más cerca de la tierra. En realidad es más peligroso porque hay que estar esquivando árboles, edificios... Mucho mejor es pensar en volar a 10.000 metros de altura donde no hay nada. Volar más alto es más seguro y fácil. Esto sucede con Shopear que no tiene fronteras y se puede seguir creciendo. Hoy ya estamos en 5 países y es un proyecto mucho más grande de lo que imaginé en los comienzos".

En 3 preguntas:

  • ¿Tuvieron obstáculos?

Todos los días. En una empresa nada es color de rosa, siempre hay cosas que te van cambiando. En este tipo de empresa de tecnología uno va pivotando también. Tomás una decisión, la probás y la medís. Si uno tiene claro hacia dónde va, no hay piedras que no puedas superar. Poder proyectar, modelizar el negocio ayuda muchísimo para superar los obstáculos que van apareciendo.

  • Un consejo para futuros emprendedores

Cuando uno quiere emprender algo tiene que ver cómo está el mercado, si está creciendo. Uno no puede emprender en un mercado recesivo porque te va a ir mal. Es como querer poner un correo para mandar cartas con estampilla que va en contra de las tendencias del consumo. Conocer el mercado implica conocer si hay competencia para saber, por ejemplo, si vas a innovar siendo el único jugador o si tenés que diferenciarte o encontrar un nicho.

  • ¿Cuál es la clave para una correcta estrategia de e-commerce?

Analizar, proyectar, probar, medir para volver a la primera acción y así crecer de forma espiralada sobre la base de la propia experiencia. Esto es lo hace que estas empresas sean tan dinámicas.

Compartí

0

¿Te resultó útil?

máximo 800 caracteres