Ideas reales

Vik Arrieta: "Hay un gran poder en lo femenino"

Vik Arrieta: Hay un gran poder en lo femenino
Cofundadora de Monoblock, Vik Arrieta logró llevar la ilustración a la vida cotidiana con una propuesta editorial exitosa. Emprendedora apasionada, sostiene que la tarea de todo líder es acompañar e inspirar.
$.-

Artista, escritora, ilustradora y emprendedora. Y, además, mamá de Astor y cofundadora junto a su marido, Pablo Galuppo, de Monoblock, un proyecto editorial que transforma a cuadernos, agendas y otros artículos de escritorio en potentes plataformas de inspiración y expresión personal. Con un entusiasmo que contagia, Vik Arrieta es el ejemplo de que querer es poder cuando se trata de encontrar un espacio para expresarse libremente. Para compartir su experiencia, participó como moderadora del evento Mujeres emprendedoras: especial influencers, que organizaron ASEA y Banco Galicia. En mi visión del liderazgo lo más importante es la voluntad de crear un espacio seguro para que las personas puedan crecer y expresarse en libertad.

"Monoblock surgió, hace ya más de 10 años, de una crisis laboral. Si bien teníamos nuestra propia agencia de branding y comunicación, trabajando para otros clientes nos sentíamos muy limitados en la posibilidad de expresar nuestras ideas y nuestras ganas de crear", recuerda Vik.

Abandonaron la zona de confort y desarrollaron los primeros cuadernos de autor. Ese fue el germen de lo que hoy es Monoblock, un referente en el mundo del diseño regional. Hoy comercializan sus productos en su tienda online, sus propios locales en Buenos Aires y Lima (Perú) y en más de 250 tiendas de diseño, de museo y librerías.

Desde ya, fue un camino plagado de desafíos, pero Vik reconoce que haber tenido el ejemplo de una mamá y un papá emprendedores la ayudó para tener la certeza de que la capacidad no es una cuestión de género. "Nunca me sentí menos capaz por ser mujer, nunca hizo mella en mi coraje ni en mi ambición. Pero sí he sentido el desdén, la mirada prejuiciosa que minimiza, la sensación de que querrían darme más responsabilidad, pero no estaría bien y ni saben por qué. Y no sólo hombres, las mujeres también frenan a otras mujeres con prejuicios de género".

Liderazgo femenino

"Creo que hay un gran poder en lo femenino y que, de hecho, es el tipo de poder que en este momento necesitamos para equilibrar el mundo. No depende del género; todos pueden expresar un poder femenino, que es básicamente creativo, nutritivo y sensible", explica y enseguida pone como ejemplo el desafío diario que implica estar al frente de un equipo.

"En mi visión del liderazgo lo más importante es la voluntad de crear un espacio seguro para que las personas puedan crecer y expresarse en libertad. Ser líder es ante todo un compromiso con la vulnerabilidad de los demás: es cuidarlos para que ellos puedan poner el foco en arriesgarse a crecer. Y obviamente es acompañar e inspirar", agrega.

Trabajo = vida

Vik dice convencida que no hay límites entre la vida y el trabajo. Y explica: "Monoblock siempre tuvo como misión ser un espacio creativo libre y placentero donde poder crear la vida que queríamos vivir, desde la premisa de que el trabajo es la vida, y no lo que pasa antes o después. Es donde crecemos, exploramos nuestros potenciales, donde entregamos lo que vinimos a dar al mundo y nos realizamos".

Y agrega que lo verdaderamente importante es lograr hacer foco en lo que se está haciendo en cada momento, es decir, vivir en tiempo presente. Este reto se duplicó con la llegada de su hijo Astor. "Ser mamá despertó saberes y ajustó mi foco. Mi vida profesional se dinamizó. Estoy afilada y con más ganas de hacer, y de hacer en grande. Obviamente el desafío es mantener el balance porque el tiempo se recorta", reconoce.

En 3 preguntas

¿Qué te inspira? Todo. Mis antenas están siempre abiertas. Hasta pienso durmiendo. Amo leer, leo mucho. Los libros son mis aliados. También escucho podcasts, consumo arte. No tengo tele, uso Youtube para armar mis propios canales de bandas en vivo. Y, obvio, Netflix para entender de qué están hablando en el almuerzo de Monoblock esta semana.

¿Hay límites entre el trabajo y la vida familiar cuando se emprende en pareja? No creo en el límite vida-trabajo. Creo que es un error concebir que debe haber límites entre una y otra cosa, porque en la realidad no operamos con esos límites. No existe un interruptor. Uno se lleva sus sueños encima cuando apaga la compu el viernes a las 18 h. Poder poner el foco en lo que estás haciendo es otro tema.

¿Consejos para mantener el equilibrio entre tus distintos roles? Vivir en el tiempo presente: soltar el teléfono, los e-mails, las presiones externas y escuchar y ver lo que tenemos justo enfrente de la nariz, dialogar con eso. Diseñar las propias metas y rechazar las que se nos imponen. Agradecer todos los días por lo mucho que tenemos, incluidas las oportunidades. Celebrarlo con alegría. Ser alegría para uno mismo y para los demás. Cocinar comida casera todas las veces que sea posible.

¿Te resultó útil?

máximo 800 caracteres